Inicio de sesión

Debe estar registrado

Para iniciar la sesión debes estar registrado como usuario en Instituto del Talento.

Coaching Educativo

“Quien quiera enseñarnos la verdad que no nos la diga. Que nos sitúe de tal modo que la podamos descubrir por nosotros mismos” José Ortega y Gasset

La sociedad, en general, junto a las familias y educadores tenemos la responsabilidad de motivar al alumnado, proporcionándoles las herramientas necesarias para desarrollar y entrenar su potencial innato, además de ayudarles a un desarrollo emocional equilibrado.

Desde el Coaching Educativo buscamos una nueva dimensión de la formación y el aprendizaje. Pretendemos dotar a nuestros jóvenes de competencias y habilidades que les permitan ser personas emocionalmente equilibradas, competentes profesionalmente y con un alto grado de valores humanos que reviertan en el beneficio de toda la sociedad.

Objetivo

Nuestro enfoque del Coaching Educativo tiene como misión inicial optimizar los canales de participación, coordinación y comunicación entre los distintos agentes de la comunidad educativa, para que así definan de manera conjunta la cultura, misión y valores del centro educativo.

Una vez establecido este marco referencial, en IDT trabajamos en tres tipos de programas con una metodología que se ajusta a las necesidades y perfil de de los diferentes colectivos: alumnado, profesorado, padres y madres.

El objetivo final no sólo es atender a las necesidades de los/as niños/as, sino apoyar mediante la formación y el desarrollo personal, los tres vértices de la comunidad educativa (jóvenes, padres y profesorado), para alinearlos y cubrir las demandas de la nueva Educación y Sociedad del siglo XXI.

Beneficios del Coaching Educativo
  • Mejora de las relaciones interpersonales y la comunicación interna en los centros.
  • Establecimiento eficaz de alianzas entre todos los componentes de la comunidad educativa.
  • Aumento del autoconocimiento y toma de conciencia de la realidad.
  • Potenciación de la toma de decisiones, la motivación y la conducta proactiva para la consecución de metas personales y de equipos.
  • Abordaje de la educación desde la inteligencia emocional.
  • Contribución a una gestión adecuada y sana de las emociones.
  • Flexibilidad y adaptación a los diferentes estilos de aprendizaje del alumnado.
  • Incremento del autoconocimiento, motivación y autoestima de los docentes para desarrollar eficazmente su labor educativa.

En el Instituto del Talento, tras un previo diagnóstico de las necesidades de cada organización educativa, elaboramos talleres y programas que se ajustan a las necesidades de las mismas.